dijous, de març 02, 2006

recibos verdes

El “recibo verde” es un invento portugués muy interesante. Aquí no existen las facturas pro forma, y lo que el autónomo de a pie usa para facturar es el tal recibo verde. Es un librito que se compra en las finanzas y que pone muy claro en cada impreso: “Recibí la cantidad de... en concepto de... “. También tiene casillas para especificar la cuantía de la retención y del IVA en el caso de que sean de aplicación. Es decir, el famoso papelito es una declaración de que uno ha recibido una determinada cantidad en una fecha determinada.
La idea del recibo verde no sería mala del todo si se usara adecuadamente y sólo se entregara en el caso de haber recibido el dinero. El problema es que no se hace así. Es decir... el autónomo pasa a su cliente el recibo verde (especialmente si el cliente es una empresa grande) y la empresa le paga cuando le parece bien. Y mientras tanto el autónomo tiene que pagar los impuestos que según el recibo verde ha recaudado para el estado. Aunque no haya visto un euro.
Caso práctico: el 19 de diciembre de 2005 envié un aviso de pago pendiente a cierta empresa importante para la cual había hecho unas traducciones. Dicho aviso de pago (por valor de 600€) incluía todos mis datos bancarios y la imagen digitalizada del recibo verde correspondiente. A finales de enero llamaron para decir que si les llevábamos el original antes de día 10 de febrero pagarían enseguida. Y no han pagado.
El problema es que si yo no estuviera exenta de recaudar el IVA ya tendría que haber pagado unos 120€ al ministerio de finanzas. Y que una sigue comiendo y pagando sus facturas. Y que...
Y que yo no conozco a esa gente de nada.
Ahora mismo esa gente podría decidir no pagar y yo no tendría ningún justificante de su deuda. Ellos tienen un papel donde pone que yo recibí una cierta cantidad de dinero. Yo no quería dárselo, evidentemente, pero ellos no iban a pagar si yo no se lo daba, así que al final no me quedó más remedio que pasar por el aro y dárselo. Al parecer es procedimiento habitual en Portugal tratar los recibos como si fueran facturas, y las facturas como si fueran avisos de pago.
Imagino que así el estado se asegura sus ingresos aunque no se haya producido el pago. Igual será cosa de replantear el sistema de pagos. Igual a partir de ahora convendrá no trabajar si no hay un depósito de por medio (al menos igual al impuesto que tendré que pagar en cualquier caso). Y a lo mejor conviene no entregar el trabajo si no se ha pagado. Y evidentemente, conviene no entregar el famoso recibo verde si no se ha hecho efectivo el pago. Y no aceptar un trabajo si no se han pagado los trabajos anteriores. Al fin y al cabo, nadie que me encargue un trabajo merece que yo le preste dinero sin conocerle de nada, eso está claro. Desde el momento en que yo empiezo a trabajar en un encargo, le estoy empezando a prestar dinero a quien me ha hecho ese encargo. Y nadie que no conozca merece crédito simplemente por ser quien es y por encargarme un trabajo.
Está claro que yo no lo merezco para el banco o cuando voy al súper. Sería bonito llenar el carrito y al llegar a la caja decir: “Envíeme el recibo a casa, y si llega antes de día 10, pasará por el departamento de contabilidad y le haremos efectivo el pago antes de final de mes”. Y luego pagar. O no. Y que el supermercado pagara el IVA que supuestamente me ha cobrado.Menos mal que es mi primer año como trabajadora independiente y de momento trabajo gratis. Quiero decir que no tengo que pagar seguridad social, ni IVA, y que mis clientes no tienen que hacerme retención. Todo un detalle eso de no tener que pagar por intentar trabajar durante el primer año.

5 comentaris:

PiP ha dit...

Enganaste-te na data: "Caso práctico: el 19 de diciembre de 2006 envié un aviso de pago"!;)

Eheh! Estou a gostar muito do blog!

boirina ha dit...

Ya está corregida la fecha. :)
Gracias por comentar... se ve que este blog solo lo visitan tímidos.
;)

Orly G. Grajeda ha dit...

Aaah, no me digas eeeeso... Tan feo se portan así en Portugal. Ya me dio miedo trabajar ahí y así!!!

Botanita ha dit...

Ola!!, me gustaría saber en que acabó tu historia con los recibos verdes, voy a ir a trabajar a Porto en breve y apreciaria tu expericia..

ThisCharming ha dit...

Hola Boirina, yo también estuve trabajando a recibos verdes y, bueno, es un completo despelote de derechos del trabajador. Sólo quería preguntarte en qué quedó todo aquello y ante quién tuviste que reclamar para solucionarlo.... en caso de que se solucionase...

Salut!