dimarts, de gener 25, 2005

mandala, verano 2004



Sacar por primera vez el papel, los lápices, las acuarelas,
y empezar a pintar... otra vez.
El inicio de lo cotidiano en otro lugar.
Dejarse llevar por la tranquilidad creciente, por el color,
por tu mirada cada vez que levantaba la vista del papel.
Empezar. Seguir. Avanzar.
Con una sonrisa.
O dos si son pequeñas.

2 comentaris:

Anònim ha dit...

he de admetre varies coses.. la primera que no savia que hi hagués mandalas moderns.. la segona que no estan malament.. i la tercera que segueixo sença estar segur de si escric en català sença faltes ;)

muack

JessikaVudu_ ha dit...

Boira tus mandalitas y tu XD :***********************